SER AGRADECIDOS

SER AGRADECIDOS

SALMO 105:1-5 Den gracias al Señor, alaben su nombre. Cuéntenles a las naciones lo que ha hecho. Entonen canciones de alabanza a Dios; hablen de las maravillas que Él hace. Siéntanse orgullosos de su Santo Nombre. Que se alegre el corazón de los que buscan al Señor. Busquen fortaleza en el Señor; recurran siempre a su ayuda. Recuerden sus señales y milagros y las decisiones justas que ha dictado. (PDT)

De los beneficios de ser agradecidos, y especialmente con Dios.

¡¡¡Agradecer a Dios lo glorifica y lo magnifica!!!

Pero… ¿Sabía usted que hacerlo también nos beneficia?

El Señor no necesita nuestra gratitud,

pero al darle gracias nos volvemos menos egoístas

Expresar agradecimiento, es decir la acción de gracias a Dios:

  1. Reenfoca Nuestra Atención.

La vida está llena de distracciones que pueden hacer que sea más difícil notar todo lo que Dios ha hecho por nosotros. En vez de vivir con el peso del mundo sobre nuestros hombros, es bueno tratar de reenfocarnos en el Señor dándole gracias por su fidelidad.

  • Reduce Nuestra Ansiedad.

Muchas personas en nuestra sociedad viven con una preocupación constante, pero cuando traemos nuestras ansiedades al Señor con acción de gracias, la carga se traslada a Él y su paz viene a nosotros. (Filipenses 4:6,7)

  • Renueva Nuestra Relación.

La acción de gracias nos impide pensar que la vida cristiana tiene solo que ver con nosotros y con nuestras necesidades. Nuestra comunión con Dios, y por ende nuestra relación con Él, mejora cuando nos enfocamos en Él.

  • Refuerza Nuestra Fe.

Dar gracias a Dios en toda circunstancia, nos ayuda a salir del pozo del desánimo y nos fortalece espiritualmente incrementando nuestra fe.

Cuando usted está abrumado, es probable que no piense en dar gracias a Dios, pero yo le recomiendo, por conocimiento de causa, que viva en acción de gracias a Él sin importar las circunstancias, pues la gratitud trae beneficios para nuestra vida.

CONFESIÓN DE FE:

YO HE APRENDIDO POR EXPERIENCIA PROPIA QUE LA ACCIÓN DE GRACIAS. RECONOCIENDO TODO LO QUE EL SEÑOR HA HECHO EN MI VIDA, ES UNA FORMA SEGURA DE CAMBIAR DE ACTITUD Y DE REVIGORIZARSE, BENEFICIA MI VIDA.

ORACIÓN:

Dios y Señor Nuestro, El Simchat Gili, Dios la alegría de mi exaltación y gratitud (Salmo 43:4). Mi amado Dios, Rey y Señor Jesucristo, ¡GRACIAS! bien dice tu Palabra y nos anima permanentemente: !Den gracias al Señor, porque Él es bueno; su gran amor perdura para siempre! (Salmo 136:1). Incluso en los tiempos más duros, siempre tengo una razón para adorarte y agradecerte. ¡Gracias por darme victoria y vida abundante en Jesucristo! Aunque no lo merezco, me cubres con tu amor incondicional y tu perdón. Entonces sin importar lo que me depare el futuro, gritaré de alegría y gratitud porque Tú estás conmigo, porque Tú me consuelas y me bendices en presencia de mis enemigos. Nada se compara contigo y ningún arma puede oponerse a Ti. ¡En todo esto, soy más que vencedor por medio de Ti! Padre, sé glorificado por mi gratitud. Sean pues aceptables ante Ti mis palabras y mis pensamientos de acción de gracias, mi amado Señor, quiero que mi vida te alabe y te muestre gratitud permanente. He orado en el Poderoso Nombre de Jesús ¡Amén!

Follow by Email
Instagram